AL MOMENTO
Veracruz rehén del 2018: crímenes por todas partes mientras la monarquía ríe a carcajadas
Para enfrentar al clan Yune$ en 2018 ya perfilan al pastor de morenos en el Congreso veracruzano, Amado Jesús Cruz Malpica, quien completa tercia con Norma Rocío Nahle García y Cuitláhuac García Jiménez
Duarte arrestado en Guatemala, al estilo Chapo
Falta sólo un cerdo para completar el gabinete alterno en Pacho Viejo

Por 50 mil empinan al alcalde

Publicado el 27 Abr 2015 06:45 pm
Por :

Redacción Tribuna/

Por un pago de 50 mil pesos, el ex policía detenido de Coatepec declaró en contra del alcalde, Roberto Pérez Moreno y de esta manera inculparlo por el crimen contra el ex tesorero Guillermo Pozos Rivera.

AlcaldeLo anterior lo declaró el presidente municipal con licencia, al reaparecer luego de casi una semana. Se presentó ante la unidad Integral de Procuración de Justicia número 1 del Décimo Primero Distrito Judicial, ubicado en la calle Miami, de la colonia Progreso Macuiltepetl.

En ese ministerio público, denunció al ex policía detenido y abogado defensor del ex tesorero quien fue asesinado hace siete meses.

“Hoy me daña, a mi familia, a mi patrimonio, mi solvencia moral, como hombre me veo dañado en este tipo de conflictos tan sucios que por ofrecerles bajarles la condena con promesas de un abogado y ofrecer 50 mil a cambio de que me señalen, no se vale”, dijo en una breve entrevista en la ciudad de Jalapa.

Señaló al policía Jairo Brígido Caballero Espinosa de haber recibido 50 mil pesos para que declarara en su contra “y hoy me haga presunto cómplice de un artero homicidio”, respondió.

También aseguró que el abogado defensor Diego Hernández Alonso, quien fue alcalde de Coatepec en el trienio 1998-2000, fue quien pagó la cantidad de 50 mil pesos al supuesto implicado en el asesinato del ex tesorero.

La denuncia fue por cohecho, detallando que el abogado “ofreció 50 mil pesos a Jairo para que declarara en mi contra” pero dijo que él como alcalde de Coatepec, siempre había guardado silencio por respeto a los ciudadanos y a la familia del ex tesorero.

Ya trancurrieron siete meses de la investigación que sólo ha quedado en documentos; lamentó que haya señalamientos sucios, por lo que considera que es necesario demostrar a los coatepecanos “que tarde o temprano tienen que salir de dudas”. 

Acerca del autor